Guía UX para la construcción de tu ecommerce

Brisa Hernández
Guía UX para la construcción de tu ecommerce
4 Feb, 2022

Hello!

Si te ha despertado el interés este post es porque estás al tanto de lo importante que es la usabilidad web y la experiencia de usuario sobre todo en la tienda online. Y, si no es así, te invitamos a leer nuestro post sobre las claves para un buen diseño de tienda online.

Como ya decíamos en ese artículo es muy importante no perder el foco cuando estamos construyendo nuestra tienda online. ¿Cuál es siempre el objetivo? La conversión, por lo que debemos ponérselo fácil al usuario. Todo el proceso de compra debe ser intuitivo, debemos dar al usuario lo que espera.

Además de aumentar las ventas y trabajar en la experiencia de usuario, aumentará las posibilidades de que este vuelva, ya que le estamos brindando una experiencia positiva, una de claves de la fidelización.

El diseño no debemos entenderlo solo como algo relacionado con los aspectos estéticos o visuales, es algo mucho más global. Está conectado directamente con la estrategia, el negocio, la estructura, la lógica subyacente…

Etapas en el proceso del UX

1 Definir el objetivo

Antes de comenzar tanto con el diseño y desarrollo de nuestro proyecto, es importante definir qué esperamos conseguir con él. Debemos identificar también los factores que estarán involucrados y decidir como los vamos a medir para saber si hemos alcanzado el éxito.

Es importante que el objetivo sea realista y cuantificable, no podemos pedirle “peras al olmo”. El objetivo siempre será medible, realizable, realista y limitado en el tiempo, es decir:

  • Debe ser posible cuantificar los fines y beneficios
  • Debe ser alcanzable teniendo en cuenta nuestros recursos y capacidades
  • Debe ser realista y establecer en un periodo de tiempo en el que pueda completarse

2. Investigación

Antes de ponernos manos a la obra con nuestra tienda online debemos de conocer a nuestro público objetivo y el entorno donde nos encontramos. Es imprescindible recopilar la mayor información posible para saber qué necesidades concretas tienen ambos.

Se trata de recopilar información para el proyecto a realizar, tanto a nivel interno de empresa como de tu público objetivo y competencia. Es imprescindible saber las necesidades concretas que tienen unos usuarios y otros, hacer un análisis profundo y aplicarlos a la eb para alcanzar el éxito. Todo ello siempre enfocado a nuestro proyecto y nuestro objetivo, no se trata de una investigación para un plan de marketing general, sino para nuestro ecommerce.

En el blog itakora.com encontramos el post “Cómo saber lo que quiere tu cliente” que contiene una batería de más de 50 cuestiones iniciales que puede servir para tener información del contexto de nuestro proyecto que servirá como planteamientos previos.

Además de conocer qué quiere el público, necesitamos saber qué tipo de usuarios utilizarán nuestra herramienta. Será importante realizar arquetipos de perfiles de usuario definiendo sus necesidades, sus objetivos y sus patrones de conducta. La descripción en detalle de cada uno de los grupos nos ayudará a ver todas sus características para la aplicación del diseño, es lo que se conoce como el método Buyer Persona.

3. Análisis

Una vez que hemos realizado toda la investigación acerca de nuestro proyecto, toca analizarla con el fin de sacar conclusiones. La idea es organizar toda la información obtenida durante la etapa anterior con el fin de definir todas las necesidades que debe resolver nuestro ecommerce sacando todas las conclusiones posibles que sean de utilidad según el objetivo que nos hemos propuesto alcanzar.

El análisis nos ayuda a decantarnos por hacer las cosas de una determinada manera u otra, validando las ideas con datos detrás. Con él también descubriremos los puntos débiles, las áreas a mejorar y también los puntos fuertes a remarcar, por eso es tan importante la investigación.

Conseguir extraer información sin hacer un análisis de la misma no sirve de nada, ya que no solo hay que btener el dato, también hay que entender lo que significa.

4. Organización y prototipado

Tras el análisis llega el prototipado en el que se plasman los resultados de nuestras conclusiones. Según todos los requerimientos hay que definir los diferentes wireframes de todos los puntos importantes de nuestro ecommerce: pantallas de producto, de categoría, proceso de finalización de compra, homepage, páginas informativas…

Los prototipos deben ser funcionales y simular la interactividad que tendrá en un futuro la web, para que puedan ser entendibles y testeables con el fin de definir una guía de usabilidad útil que nos ayude en el diseño inal y su paso a producción.

5. Testeo

¿Ya tienes tu prototipado? Es necesario hacer una comprobación de la propuesta con el fin de confirmar que hemos optado por la organización de la información de forma correcta. El testeo hay que realizarlo con usuarios finales que formen parte del público objetivo para que validen si hemos logrado los objetivos planteados y se han cubierto las necesidades identificadas. Es importante que nuestro ecommerce sea comprensible y el usuario sepa cómo funciona y como puede hacer uso del mismo.

Tras el testeo realizaremos una evaluación y confirmaremos si el prototipado es correcto. De no serlo debemos volver a esta etapa y reformular según los problemas que se hayan detectado. No se deben hacer cambios en la fase de diseño sino en el prototipado y una vez realizados hay que validarlos de nuevo.

6. Diseño, desarrollo y puesta en marca

¿Prototipado aprobado? Llegamos a la fase de diseño, ¿a qué pensabas que llegaríamos aquí antes cuando comenzaste a leer este artículo? Muchas veces caemos en el error de ponernos a diseñar artes finales como comienzo sin realmente entender cuál es nuestro objetivo, cómo es nuestro público y sin haber validado nuestra idea previa.

En la etapa de diseño partimos de los wireframes y del manual de identidad corporativa de nuestra marca para crear las pantallas de la tienda online definiendo tipografías, estilos, colores…

Una vez realizado el diseño, también generaremos una guía de interacción para que, en el paso a producción, la persona encargada del desarrollo aplique no solo lo que ve sino como debe funcionar.

Cuando pasemos a la fase de desarrollo, el proyecto estará muy definido por lo que la implementación será mucho más fácil y se llevará a cabo de forma más rápida. Con el paso a producción comprobaremos que todo funcione correctamente y siguiendo las pautas de la guía de diseño. Un rápido testeo antes de saltar a producción siempre es recomendable para comprobar que nuestro ecommerce sigue todas las pautas previamente establecidas. 

EXTRA: Consejos de utilidad

Aunque todo dependerá de la fase de investigación y análisis, hay determinadas acciones genéricas que siempre ayudarán a que nuestro ecommerce cumpla con el objetivo fundamental, la conversión. A continuación, te dejamos unos pequeños consejos que pueden ser de utilidad.

Diseño minimalista y ordenado 

El diseño debe ser claro y ordenado, supeditado al objetivo. Es importante que la tienda online sea lo más usable y sencilla posible. Los elementos recargados pueden dar lugar a que el usuario no encuentre lo que busca y, si no lo hace en un breve periodo de tiempo, abandonará nuestra web sin comprar nada. Esto va a depender mucho de nuestro sector y nuestro público objetivo ya que algunos deberán ser más tradicionales y otros podrán optar por innovar, no obstante ser minimalista y ordenado ayudará a nuestro éxito.

Estructura y navegación 

Siguiendo con el consejo anterior, es importante que la estructura y la navegación sean sencillas. Evitar el uso de submenús muy complejos o grandes, dar opción a búsqueda si tenemos gran cantidad de productos, el uso de migas de pan o poner filtros útiles pensados en el usuario ayudarán a nuestros clientes a encontrar lo que buscan. 

Pero no solo pienses en la navegación, muestra tus productos de forma clara y sencilla. Es mejor no ponerse muy creativo y seguir la estructura que tienen todas (o la mayoría) de tiendas online un título conciso, fotografía que muestre de forma clara y real el producto, el precio y un botón de añadir al carrito fácilmente distinguible. 

Además, esto también ayudará a los buscadores a comprender tu web, por lo que también te dará puntos para el posicionamiento.

Genera confianza 

Una parte muy importante en las tiendas online es generar confianza. Si bien es cierto que la venta online ya está muy asentada, también hay todavía muchos usuarios que desconfían de tiendas online que no conocen. Algunas cosas que nos pueden ayudar a ganar confianza son: 

  • Métodos de pago conocidos y sencillos como por ejemplo, PayPal.
  • Política de envío y devolución clara y visible. No la escondas, enlázala de forma visible y escríbela de forma clara.
  • Haz protagonista al usuario, utiliza las valoraciones de producto sin esconder las negativas para que tu cliente pueda ver que eres veraz.

Normas consistentes 

Depende mucho de tu sector pero no intentes inventar la rueda. En usabilidad web lo más eficaz es lo más sencillo y lo más esperado por el usuario. Por ejemplo, todos los usuarios tienen asumido que los botones verdes son para aceptar y los rojos para rechazar/cancelar. No trates de ser “creativo” ya que esto empeorará la experiencia de usuario. ¿Quieres otro ejemplo? El usuario sabe que el menú siempre está en el mismo lugar al navegar por una web, si en la página principal lo pones en la parte superior no lo cambies de sitio al cambiar de página. 

Y ahora ¡a ponerlo en práctica! Para tener éxito en una tienda online primero hay que realizar una investigación para determinar las necesidades del usuario relacionadas con tu producto.

Ayuda al usuario a comprar, ponle la tarea fácil.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

¿Quieres recibir todas nuestras novedades? Suscríbete a nuestras NEWSLETTER 😉

Un solo mail al mes. Y con contenido del bueno. ¡Promesa de Boy Scout!

Ilustración café volcado

Otras entradas relacionadas

El packaging como valor añadido

El packaging como valor añadido

Hi! No sé si te has parado a pensar que el packaging es la carta de presentación de la mayoría de los productos que manejamos en nuestro día a día. Todo lo que tenemos a nuestro alrededor, o casi todo, tiene un envase, y aunque a simple vista no lo analicemos, desde...